¿Por qué al quedarnos dormidos podemos sentir que nos caemos?



sensación de caer al dormir
sensación de caer al dormir

Tener la sensación de estar cayendo mientras se está conciliando el sueño es algo muy habitual, que la mayoría de las personas experimentan alguna vez, se denomina a este fenómeno alucinación hipnogógica, y no es más que un fuerte espasmo muscular que abarca músculos de todo el cuerpo, por lo cual también se lo ha descrito como un gran “sacudón”.

Lo primero que hay que saber es que este fenómeno es completamente normal. Se presenta en las fases 1 y 2 del sueño profundo no REM. Al quedarnos dormidos, el cerebro envía señales de relajar el cuerpo y de suprimir los estímulos.

Una falla en la coordinación de este sistema de represión del movimiento y los estímulos, explicaría el sacudón hipnogógico o alucinaciones hipnogógicas – dado que algunas personas realmente sienten que se están cayendo. Puede ser además que se deba a un cambio de posición repentino sin el apoyo directo debajo de los brazos o las piernas, dando la sensación de caída.

Se cree además que estas sacudidas se relacionan con el estrés y con un intenso cansancio, en el que cuesta que el cuerpo se relaje, así es que se realiza una descarga motora. En estos casos, la laxitud de los músculos y el hecho de que la persona se relaje, es interpretado por el cerebro como que se está cayendo, y envía una rápida señal para que la persona se despierte y trate de frenarse.

No hay una respuesta única en cuanto a la causa de las sacudidas hipnogógicas, pero se sabe que aumentan cuando hay un estado de ansiedad previo a irnos a dormir, por haber tomado mucha cafeína, mucha fatiga, ejercicio intenso antes de dormir, o alguna incomodidad al dormir. Algunos estudios señalan que hasta el 70 por ciento de la población ha sentido alguna vez esta extraña sensación.

Incluso, algunas teorías indican que lo que en verdad sucede es que el cerebro cree que al quedarnos dormido, de alguna manera nos estamos muriendo, y esos espasmos son una manera de tratar de activarnos nuevamente.

A veces, nuestro cerebro puede jugarnos una mala pasada, y realizar una incorrecta interpretación del entorno, en especial al pasar a la etapa del sueño, es por ello que sufrimos este tipo de sensación, estos sacudones, que sin embargo no afectan en nada a nuestra salud.


Sea el primero en comentar

Deje una respuesta

Su dirección de E-mail no será publicada.


*